Seguidores

MARY LA LOCA

En la misma época de mi historia con el “ ñecla”, vale decir a los 13 o 14 años,
Hay un hecho que marcó dolorosamente ésa  etapa de mi vida, sin haberme afectado a mí directamente, jamás lo he podido borrar.
Me gustaba mucho relacionarme con gente mayor, siempre fui así, y entre mis preferidos, estaba un matrimonio del barrio, Juan y María. Eran un matrimonio de mediana edad, sin hijos. .Ella era una mujer que bordearía los 50 años, muy atractiva, aún conservaba los vestigios de una real hermosura de juventud,    creo que incluso con los años habría adquirido encantos nuevos. Era muy coqueta y provocativa, se vestía con ropa  llamativa, yo diría casi escandalosa, pantalones apegados, como una segunda piel, que permitían apreciar su trasero voluminoso y unas blusas escotadísimas, con  escotes muy generosos., que ofrecían a quien quisiera ver, casi la totalidad de sus pechos inmensos y sin sujetador alguno. Siempre reía y estaba de buen humor, a mi me ¡ encantaba!, la encontraba estupenda, y ella me correspondía de igual manera, siendo muy cariñosa conmigo , y celebrando todas mis barrabasadas y travesuras., reíamos mucho juntas.
El, un hombre algo mayor para ella, yo le calculo uno 65 años .Era tranquilo, y bueno como el pan., creo que el sentido de su vida era su mujer, la adoraba y complacía hasta en sus más estrambóticos caprichos, el más simple deseo de Mary, adquiría calidad de orden para el., y la miraba realmente embobado, nunca vi tanto amor y admiración, reflejadas en una mirada.
Muchas veces, el Ñecla y yo , nos incluíamos en sus paseos de domingo, en donde dentro del auto llevaban de todo, desde la cestita  del picnic, hasta sillas de terraza, par ponerlas en el lugar que eligieran, generalmente cerca de algún arroyuelo de los alrededores, lo pasábamos ¡ genial !.
Ella gozaba de muy mala fama en el barrio, la llamaban “ Mary  la loca”, ésta fama se debía a su gran afición por los hombres, sin importar su edad, condición social, ni menos su estado civil. De su casa siempre salían furtivamente, ejemplares masculinos , de la gama más variada, altos , bajos, flacos , gordos, viejos, otros casi niños, en fin....contaban las malas lenguas, que había sido la maestra iniciadora de la sexualidad de varios chicos del barrio.  (El Ñecla) le tenía terror, yo lo asustaba , diciéndole que algún día se lo raptaría, y quizás que cosas le haría, me gustaba ver su cara como palidecía de miedo.
 Todo esto mientras Juan trabajaba., aunque creo haber visto salir alguno a toda carrera, al llegar el..
Una medio día de sábado, en que el Ñecla y yo conversábamos animadamente en mi puerta, esperando que mi madre me llamara avisándome  que la comida estaba lista., apareció el auto de Juan, quien al vernos , bajó la ventanilla , y nos hizo una seña que nos acercáramos.
Corrimos a ver que quería, y regalándonos su cariñosa sonrisa de siempre, nos dice, niños, vengo de comprar empanadas para el almuerzo, y les regalaré una a ustedes, “ son de las que tanto te gustan a ti “ dijo guiñándome un ojo.
Corrimos a esperarlo a la bajada de su auto. el bajó con la bolsa en la mano, y después de entregarnos lo prometido., entró feliz a su casa , seguramente pensando en la grata sorpresa que le daría a Mary
Le había dado el primer mordisco a mi empanada, cuando vemos salir a Juan., con una cara que jamás olvidaré, estaba desfigurado, y solo murmullaba...”está muerta”....está muerta”..
Yo, como acostumbraba, entré hecha un bólido a la casa ( cosa que me arrepiento hasta hoy). Y al llegar a la cocina, me encontré con el cuadro dantesco....Mary, colgaba de una viga de la cocina, atada a su cuello una corbata de Juan.
Nunca he podido olvidar ésa imagen, vestía camisa de dormir, y sus zapatos yacían en el suelo, al lado de un piso, que seguramente , había utilizado para subirse..
Salí corriendo, tal cual había entrado, pero, con el corazón que se me escapaba por la boca, ni miré al ñecla que me esperaba  afuera al lado de Juan, que estaba como en otro mundo, con la vista perdida.
Volé a mi casa directamente a mi cuarto, sin lograr entender lo que había visto.
Estuve muchas noches sin dormir, recordando la escena,  mi madre, me quería llevar al médico, pero yo le dije que no se preocupara que ya estaba mejor.
Aun ahora , no entiendo que pudo ocurrir, para que ella hiciera algo así., nunca la vi triste.
En todo caso, yo la recuerdo con mucho cariño, y quiero que sepa esté donde esté,.  le envío un  beso de esquimal ( frotando nariz , contra nariz), de los que ella me daba, cuando le hacía mucha gracia alguna de mis travesuras.

Scarlet2807
.
.

..

34 comentarios:

Mery Larrinua dijo...

Que impactante esa imagen para ti!!! la impresion que se tiene de alguien o algo, no siempre es la real!
un abrazo

El Mar...Siempre el mar dijo...

Tremenda e impactante historia.
No soy ni psicologo ni siquiatra pero me da que en esa historia lo que tu veias no es toda la realidad de esas vidas. Halgo habria para que ella tomara esa decisión tan drástica de la que ya no hay arrepentimiento.

Mi mejor sonrisa para ti

((((((((ËMy£iâ))))))))) dijo...

Imagino el impacto de esa vision tan inesperada como incomprensible.
Triste relato que llama a la reflexion.. muchas vidas se pierden sin entender uno el porque.

Besito enorme Scarlet.

andré de ártabro dijo...

Impactante historia llena de vida y de ternura que marcaron tu niñez de forma maravillosa y que culminó con tan triste final.
Trascurrido el tiempo no has olvidado el desastre final pero se perciben vestigios de ternura y hasta admiración que aún pesan en tu vida.
La narración exquisita y sencilla , haciéndola tú no podría ser de otra forma.
Un beso , ¡feliz fin de semana!

MUCHITA dijo...

¡Que fea historia! No se si es verdad o la inventaste...pero que bien la describiste y escribiste.
Y me deja pensando de como personas marcan con sus hechos a otras personas.

Besos mil.

El Sisallar dijo...

Me has dejado impactada, se te ve como si lo volvieses a vivir. Maria la loca quiza fuese verdad que estuviese algo desequilibrada , pero claro para hacer algo asi....no se.
Paratí debio ser duro se te lee que los admirabas, a veces que dureza tiene esta vida , y otras que momentos tan felices, nos da una de cal y otra de arena .
TERE

Genín dijo...

¡Que horror!
Menuda historia truculenta y real...
Vete tu a saber si no fue un asesinato, alguien pudo colgarla.
Es que por lo que cuentas, tal pareciera que no tenia síntoma alguno para sospechar que se pudiera suicidar.
No me extraña que todavía te sobresaltes con ese recuerdo, pobrecita...
Besitos y salud

Rosana Martí dijo...

Un relato de lo más terrorífico, e impactante en tu casa, yo de seguro no se me olvida en la vida, triste final para una historia de amor real como esta. Tal vez la cegaron los remoldimientos para hacer lo que hizo, porque otra cosa no me explico.

Besitos con todo mi cariño hoy y siempre. Cuídate mucho.

La Zarzamora dijo...

Una terrible historia Scarlet.
La mayoría de las veces la realidad supera la ficción.

Besos, linda.

Pluma Roja dijo...

¿Será que fue suicidio? ¿Investigaron sobre el hecho? Pudo haber sido asesinada dada la entretención que tenía. No sé, sería bueno investigar.

Terrible y bien relatado.

Muchos besos Scarlet

Julio Dìaz-Escamilla dijo...

Llega un momento en que el gran teatro de la vida es imposible y la protagonista no tiene más remedio que cerrar la función con esa espeluznante escena. Un buen marido, ella bella y ¡ninfómana! Un final aunciado.
Un abrazo.

ion-laos dijo...

Ya pasó, y mejor no saber qué le llevó a dar ese paso, pero que no era feliz, eso también, y el marido no sabemos, igual sólo lo aparentaba. Mejor dejarlo estar.

Un besito.

Oteaba Auer dijo...

Menudita escena para ser contemplada por unos niños...bueno y también saber de su furor hacia los pantalones...Después de todo quizás era su salida a un gran vacío que un buén día decidió dar por terminado.

Besos preciosa :)

Luján Fraix dijo...

QUE HISTORIA TRISTE QUE TE HA QUEDADO GRABADA DE LA NIÑEZ QUE SEGURAMENTE NO SE BORRARÁ NUNCA PORQUE ES TERRIBLE.

ES LA VIDA!!! QUE NOS SORPRENDE CON SITUACIONES QUE SON GOLPES A LA RAZON Y AL ENTENDIMIENTO.

DE NIÑOS SE VEN LAS COSAS DIFERENTES, PERO SE RECUERDAN MÁS.

BESITOS

Ananda Nilayán dijo...

Cuando una persona decide terminar con su vida suele hacerlo así, de sopetón. Rara vez han mencionado el suicidio, ya ves.
Impactante siempre, más verlo. Nunca se olvida.

Besos

pocofre dijo...

Una historia realmente impactante, un gusto de leerte.

saludos

Juan Ojeda dijo...

Me he emocionado mucho Scarlet, cuanta dulzura te habita.

Con profundo respeto, me pongo en el lugar de Mary, y que bello que te escriban con tanto amor, tanto que atraviesa los prejuicios, la muerte, los juicios, el tiempo,

Muchas gracias, un abrazo.

Aurora dijo...

No sé si habrás vivido esta historia o tal vez sea fruto de tu imaginación, sea como fuere está muy bien contada, muy bien escrita. Es muy triste, un final como ese siempre lo es, pero queda esa parte de ternura y cariño entre la narradora y la protagonista.
Buena pluma para el relato.
Un abrazo, pasa un fin de semana superfeliz.

Rosa dijo...

Las tristezas se esconden en los pliéges del corazón y se tapan con sonrisas, hasta que son tantas que se escapan y a veces superan a las personas llevándolas a terminar con su vida.

Una mala experiencia la que viviste.

Besos desde el aire

Isabel Alvarez dijo...

Que fuerte esa imagen para una niña
y que triste recuerdo.
Saludos.

Remei dijo...

Estremecedor relato, a veces el ahogo interno se disimula con la alegría excesiva...puede que ella se ahogara en su interior.
Un abrazo.

Remei dijo...

Lo que peor llevo, es que tengas ese recuerdo...

Rosa Mª dijo...

Hola Scarlet. Me ha impactado mucho este relato que deja mucho qué pensar. No sé si fue algo que viviste o ha sido un relato inventado. En cuaquier caso te felicito, pues haces reflexionar qué motivos hay para la muerte, qué impulsa a una persona a quitarse la vida cuando está tan llena de felicidad, apartentemente.
Muchos bsos, preciosa. Rosa.

Poetiza dijo...

Scarlet, todos llevamos algo oculto en el fondo del alma. Ella, no era tan feliz como lo aparentaba. Que triste historia. Besos, cuidate.

Antonio Fernández López dijo...

Yo creo que es un ejemplo de las incoherencias de la vida. En teoría, la mujer debía estar muy satisfecha de su manera de vivir, pero se ve que algo por dentro la levaba a tener como una doble vida y por dfebajo de la estampa feliz, andaba una mujer insatisfecha y si salida. Un beso

Gabriela Amorós dijo...

Mi Scalet, he conocido personas como tu Mary, mejor dicho mujeres, cosa que no llego a entender si no es por esa recurrida distinción entre lo bien o lo mal visto entre la sexualidad masculina y femenina y cómo juega pasadas la conciencia según sean hombres o mujeres y lo digo hablando en genérico siempre. No sé si me he explicado bien.

Seguramente Mary era una persona maravillosa con un problema que podía haberse tratado, o quizás no, pero creo que se juzga a la ligera e injustamente cuando nos topamos con temas como estos (lo digo por la mala fama que dices tenía en el barrio)

Un abrazo enorme chilena preciosa.

Bosón de Higgs dijo...

Es una historia muy curiosa e impactante,supongo que la vida que llevaba Mary 'la loca' la superó y se dió cuenta de lo que realmente le estaba haciendo a su pobre marido,de ahí el quitarse la vida con una prenda de él,en señal de arrepentimiento y castigo,quien sabe.Debió de ser un trauma para una niña como tú,pero no sufras,seguro que te está esperando porque las dos tenéis mucho que contaros.
Un beso para tí en toda el alma.Mi fin de semana,normalito,espero que tú lo estés pasando mejor que yo.Muuuuuaaaaaak.

Gómez dijo...

Una mala experiencia para tí, sin duda...No quiero juzgar a la señora, pero un suicida debería pensar en el daño que hace a otros al hacerlo, hay veces que ese daño perdura en forma de trauma toda la vida.
Besos

Monica 53 dijo...

¡Qué terrible historia! Lamento que hayas pasado por una experiencia así siendo tan chica.
Toda historia tiene un lado bueno, en general estas mujeres de las cuales habla el chusmerío, suelen ser grandes personas, excelentes seres humanos.
A pesar de lo que pudiera ser y de cómo terminó con su vida, ha dejado un afecto aquí, que el tiempo no logró borrar, tu cariño...
Vaya a su alma mi oración, aunque
haga mucho tiempo que decidió irse su alma necesita nuestros resos, por la forma de morir!
¡Y besos a vos por ser tan especial!

Julio Dìaz-Escamilla dijo...

Ciertamente pequé de ligereza al comentar anteriormente, prejuzgué vanamente -asuntos internos, te lo aseguro- y desvié mi atención hacia otros asuntos éticos. Ruego a tus lectores y a ti, que disculpen esta sandez mía.
Un abrazo.

ALBORADA dijo...

A veces en la mayor voluptuosidad y la sonrisa desmedida, se esconde la mayor triteza.

Impactante relato y así debe haber quedado guardado en tu memoria, pero lo importante es que siempre quede, ese beso de esquimal...

Abrazos, Scarlet

enric dijo...

Mi Marga.
Dramática historia real, contada de una manera exquisita por ti, nadie la contaria major que tu has hecho.
mil besos y mil mas
enmatojado

Carmela dijo...

Buena historia.
No era feliz.Aunque no lo demostrara.
Lo habría decidido con anterioridad?Fue una determinación súbita?
Qué pena honda la habrá precipitado a elegir ese final?
Desconocemos lo que merodeaba sus laberintos interiores.
Me sumo a tu tierno homenaje a Mary.
Y respeto su decisión.
Abrazo enorme.

Carmen Troncoso dijo...

Solo vemos un lado del espejo, es impactante esta historia, un abrazo,